Intenta tener una rutina equilibrada, con una alimentación saludable, actividades recreativas en grupo y para ti mismo, tiempos definidos para estudios y trabajo, con tal que las presiones de la vida diaria puedan ser manejables.

El estrés es un sentimiento de tensión física y emocional, que se divide en dos tipos, agudo y crónico. El primero es a corto plazo y desaparece rápidamente trabajando nuestra confianza y la alegría de vivir. El segundo, es por un período de tiempo prolongado, y este puede poner en grave riesgo la salud mental de las personas, a través de la depresión, ansiedad, mala memoria, falta de concentración, problemas para dormir; en tanto que en tu salud física se ve afectada la piel, en el aumento de peso, cansancio, diabetes, hipertensión, al estómago, en la sexualidad, en la menstruación en las mujeres y tantos otras manifestaciones asociadas a esta otra pandemia que debemos enfrentar.

Para el manejo del estrés, debes observar y reconocer tus síntomas, además de identificar las cosas que no se pueden cambiar a nuestro alrededor, pero sí a modo personal. Hacer ejercicios al menos 3 veces por semana, no está mal establecer límites y aprender a decir que NO. Aprender nuevas formas para relajarse y acudir a un profesional cuando sea necesario, son algunas de las recomendaciones que te queremos entregar como Departamento de Salud Municipal de Puerto Montt.

Es importante estar informados sobre lo que ocurre en el país y el mundo, sin embargo, siempre es bueno mantener un equilibrio y no sobreexponerse ante noticias angustiantes, que causen preocupación, y que puedan tener un efecto negativo en tu salud mental. Apagar la televisión y realizar otras actividades es un gran paso, para mejorar nuestra salud mental.

CONTACTO

Siempre estar en contacto con tus redes de apoyo, con la naturaleza, hablar con amigos y familia sobre temáticas complejas, conocer otras realidades y saber cómo las demás personas lidian con situaciones similares a la tuya, puede ayudar a calmar ansiedades y reconocer que lo que sentimos y vivimos le puede estar pasando a alguien más.
Intenta tener una rutina equilibrada, con una alimentación saludable, actividades recreativas en grupo y para ti mismo, tiempos definidos para estudios y trabajo, con tal que las presiones de la vida diaria puedan ser manejables. Así mismo, manteniendo todas las medidas sanitarias, para evitar nuevos brotes de Coronavirus, participa de actividades sociales que permitan abrir espacios saludables para tu mente y tu corazón.

No seas severo contigo mismo, recuerda hablarte con amor y reconocer tus logros, no siempre se puede hacer todo bien, tú eres tu propio y mejor entrenador/a, consejero/a y mejor fan, ¡Quiérete!.

Pide ayuda, en caso que sientas que todo es muy abrumador recuerda que pedir ayuda es una señal de cariño y cuidado propio, hay veces donde necesitamos apoyo de nuestra red o de profesionales. No dudes en contactar a nuestra Red de Atención Primaria de Salud y acude a tu Centro de Salud o al que tengas más cercano.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *